Llegaste tarde ... ¿Qué excusa dirás?

Por Ana Cruz • March 10, 2017

Artículo escrito por Ron Pereira y Ana Cruz

Son las 7:58 de la mañana y comienzas a sentir el sudor en tu frente. Tu pulso comienza a acelerarse mientras tratas de no despegar tus manos del volante. Y para empeorar las cosas, olvidaste tu teléfono celular en casa.

En 2 minutos, prácticamente estarás tarde para esa junta tan importante que tenías en la agenda con tu jefe y un grupo de clientes. ¡Ah! y por cierto estos clientes están en ducha junta para discutir sobre el mal servicio al cliente que aseguran tu compañía les ha estado brindando. 

La razón por la que vas tarde, en realidad no es tu culpa. Te topaste con un terrible accidente lo que genero muchísimo trafico donde los coches se mueven a vuelta de rueda y te ha retrasado una hora. Y lo que más te causa frustración es que de hecho saliste de casa más temprano de lo habitual debido a la importancia de esta reunión.

Finalmente entras al salón de juntas a las 8:27am.  Llegaste tarde por aproximadamente 30 minutos, y honestamente tu nuevo jefe no luce nada contento, y ni que decir de los clientes... ¿Qué les dirías?

...................................................................................................................................

Después de haber meditado y compartido tu respuesta con nosotros, te comparto estos 3 puntos que te servirán a la hora de pedir disculpas.

1.- Evaluar la situación. Cuando vas camino a la junta, calcula aproximadamente en cuanto tiempo llegarías. Esto dependerá de la razón de la tardanza y la distancia a tu trabajo. Después de esto, lo ideal es hacer una llamada telefónica y comunicar tu situación a la persona correspondiente para que estén enterados de que no podrás llegar a tiempo. En el ejemplo anterior, la persona olvido su celular en casa, pero siempre puedes encontrar un teléfono público o pedirle el celular prestado a alguien para una llamada de emergencia.

2.- Pedir disculpas en persona. Si no eres sincero, tu jefe se dará cuenta tarde o temprano o simplemente sería el inicio para un mal habito. No querrás repetir esta mentira otra vez. Y simplemente pide disculpas, pero que tu arrepentimiento sea sincero. Tu lenguaje corporal y tono de voz jugarán un papel muy importante.

3.- Envía una nota o correo electrónico posterior a la junta. Tal vez sea demasiado tarde y la junta tenga que cancelarse. En esta situación se lo más profesional posible y respetuosos. Nunca dejes pasar el tiempo evadiendo lo que sucedió. Al llegar a la oficina envía un correo electrónico a los involucrados y expresa un arrepentimiento sincero, pidiendo otra reunión dándoles la oportunidad a ellos de elegir el día, la hora y el lugar.

Bueno espero estos consejos les sean de ayuda. Hasta la próxima.